sábado, 4 de septiembre de 2010

Tensiones

He llegado a creer en la reencarnación, pero son pamplinas, en realidad. La vida se vive aquí, en todos los tiempos posibles, a pie de los acontecimientos, entre la dignidad del instante que lucha con la pulsión de muerte. La tensión está garantizada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.