miércoles, 7 de marzo de 2012

Tarde

Llego tarde.
Llego tarde a las sombras de mi cuerpo,
a mi respiración,
al resultado de mis palabras.
Llego tarde,
siempre tarde a las miradas,
a los resortes de la conciencia,
a las convenciones,
a los modelos establecidos.
Llego tarde a la anticipación,
a la política,
a los sueños,
al futuro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.