sábado, 25 de febrero de 2012

Orden y desorden

Las cosas desordenadas me ayudan a pensar en serio. Todo lo verdaderamente interesante suele tener un notable grado de desorden, por eso conmueve... Por eso, cualquier pasión es desordenada, cualquier amor es profundo e inquietantemente desordenado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.