sábado, 21 de enero de 2012

Cuerpo y espíritu

El cuerpo y el espíritu desentonan con frecuencia. Aunque suele compensarse con la forma de mirar. Todos miramos de manera diferente. Y escuchamos de diferente forma. El movimiento es eterno, infinito. Pero la oposición puede ser una ventaja... Y ahí la belleza se juega sus cuartos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.