martes, 6 de septiembre de 2011

Entre dos extremos

Entre dos extremos perseguimos la vida. Y basta que creamos haberla entendido razonablemente para que, en un instante, se vuelva misteriosa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.