lunes, 7 de abril de 2014

Tal cual

Crear con libertad o ganar la libertad creando.

2 comentarios:

  1. Víctor un antiguo amigo23 de junio de 2014, 10:08

    Algunos afortunados son capaces de crear delicias que otros solo podemos disfrutar.
    Cuánto daría por disponer de tiempo para intentarlo: sacar pasiones ocurridas de la cotidianeidad, y plasmarlas en algún soporte; y que sin embargo se pierden para el disfrute del olvido.
    Sigue así, la belleza hay que mimarla; de lo contrario se enrancia y huele mal, a plomo.

    ResponderEliminar
  2. Hola, Víctor. Muchas gracias, querido amigo, por tus palabras y por tus ánimos. Y no dejes de intentarlo, si te apetece y lo necesitas. La vida, en realidad, siempre es un constante ensayo de algo que no sabemos muy bien qué es. Un abrazo inmenso.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.